4 de diciembre de 2017
Menstruación: Entre el tabú y el asco

Jovanka Vaccari nos propone hablar de la menstruación, y para ello contamos con Purificación Heras González, enfermera, doctora en Antropología Social y profesora de la Universidad Miguel Hernández.

Heras recuerda que la menstruación es una simple “necesidad fisiológica” que produce cambios hormonales, pero que, sin embargo, estos cambios no tienen por qué tener una influencia decisiva sobre el comportamiento.

“Creo que los cerebros de hombres y mujeres son muy flexibles y se construyen a lo largo de nuestra vida”, por tanto, las diferencias entre los cerebros “no pueden explicarse por razones biológicas o fisiológicas”. Así, si se estudia a un grupo de personas de los dieciocho años de edad se verían diferencias en el cerebro, pero “¿podríamos afirmar que se debe a diferencias biológicas o a la socialización?”. Explica que “se sabe que los cerebros de personas con hábitos o de distintas sociedades, varía. Así sucede con las personas que tocan un instrumento musical”.

Señala que las mujeres y los hombres tienen las mismas hormonas, pero que varían en cantidad. El ciclo mensual supone una alteración de esas hormonas: “En Antropología se ha estudiado sobre la menopausia o la adolescencia y lo que se confirma es que las variaciones tienen más que ver con rasgos culturales que fisiológicos”.

A su juicio, “aprendemos a definir situaciones y términos” y aunque hay un cambio fisiológico durante los distintos momentos del ciclo, “los estudios nos indican más bien que se trata de cuestiones culturales, que no en todas las culturas existe el síndrome premenstrual”.

En cualquier caso, se sabe “muy poco” de las mujeres. “Sabemos por la historia del rechazo, o del tabú a la menstruación”, pero, a su juicio, lo importante son las consecuencias que tiene para las mujeres, “el hecho de que tenga que alejarse de la casa o no puedan tocar ciertas cosas”.

“En nuestra cultura existe la sensación de sentirte impura, la necesidad de purificarte, o el interpretar que la menstruación es un acto de purificación, lo que se traduce en la creencia que el cuerpo de la mujer es impuro”.

Sin Comentarios
Su mensaje se ha enviado.
Este mensaje contiene palabras ofensivas y está siendo moderado.
Escriba su comentario

Normas de participación