Foto: PIXABAY

14 de febrero de 2018
El cambio climático en Canarias, a debate

Los expertos José Juan Castro y Abel López debaten sobre los efectos del cambio climático y de las acciones humanas sobre Canarias.

José Juan Castro, presidente de la Sociedad Atlántica de Oceanógrafos, y Abel López, vicepresidente de Geógrafos de Canarias, coinciden en lo esencial: durante las últimas décadas estamos asistiendo a profundos cambios en el ecosistema mundial y, también, en el canario. Divergen, sin embargo, en las causas de esos cambios y las consecuencias que tendrá para nuestro estilo de vida.

Para Abel López, “no hay ninguna duda, y no la había desde los años noventa” del cambio climático, con una amplia variedad de publicaciones científicas que han venido hablando de los efectos que tiene para Canarias. Castro, por su parte, matiza que los cambios en el clima han existido siempre: “lo que nos encontramos ahora es la rapidez” de dichos cambios y el añadido de que se producen en combinación con otros efectos causados por el ser humano. Tal es así que el cambio climático viene a ser “la puntilla que va a hacer desaparecer ciertas especies”. A su juicio, no es tarea fácil “distinguir las malas prácticas humanas del cambio climático”.

A la hora de definir qué se puede entender por cambio climático, ambos coinciden: “variaciones en las condiciones meteorológicas y aparición de fenómenos climáticos adversos durante un período de tiempo prologando”. Las causas son,  principal, la acción humana, la emisión a la atmósfera de gases de efecto invernaderos, la deforestación y otros fenómenos naturales como la actividad volcánica.

Desaparición del 80% de los peces

Entre las consecuencias, Abel López destaca el incremento de las temperaturas hasta en medio grado en los últimos treinta años, en particular las nocturnas, el mayor número de olas de calor con respecto al pasado reciente y el récord de temperaturas que nos se habían alcanzado antes. Esto se traduce, afirma, en el incremento de los incendios forestales y su mayor voracidad. Por su parte, Castro considera que las consecuencias locales son mucho menores que las que se aprecian a nivel global, pues las alteraciones de temperaturas de medio grado “pueden no ser tan graves ni perceptibles por el sistema ecológico”, pero a nivel global es distinto, “porque exige una readaptación de todo el sistema por el exceso de CO2”. Aun así, insiste en que, incluso estos cambios no son tan graves si se los compara con la acción humana: “En pesca nos hemos comido el 80% de todos los peces que había hace cincuenta años. Sobre todo por efecto de la depredación humana”.

Reducir, reciclar y reutilizar

Para Castro es fundamental que todos tomemos conciencia de nuestra responsabilidad en el cuidado del medio ambiente:” Tirar el aceite por el fregadero puede llegar al mar, lo que destruye parte del ecosistema marino. El evitarlo y reciclarla podría evitar un montón de consecuencias”. Para ello ve necesario que “las administraciones ayuden”. En eso coincide con Abel López, para el cual es necesario un “aparato normativo vinculante, una ley canaria de cambio climático que oriente todas las políticas públicas”.

Castro considera, además, que es necesario poner en marcha Incentivos para comprar coches eléctricos o paneles solares: “Los ciudadanos no pueden colaborar tanto si no hay políticas detrás. Estamos reciclando prácticamente cero. Tenemos un problema de concienciación y educación, que cuesta dinero y no da votos”. La clave, insisten ambos, es “Reducir, reciclar y reutilizar”.

Sin Comentarios
Su mensaje se ha enviado.
Este mensaje contiene palabras ofensivas y está siendo moderado.
Escriba su comentario

Normas de participación y aceptación de la política de RGPD
de materia de protección de datos